sábado, 3 de agosto de 2019

HISTORIA DE UNA ENANA




HISTORIA DE UNA ENANA


Después de siete años de matrimonio de conveniencia, siete años de arduos esfuerzos matrimoniales entre primos que se aguantaban a duras penas, los duques finalmente estaban de buena esperanza. Él pasó el embarazo ducal rodeado de su corte, cazando y bebiendo, mientras ella, ¿cómo iba a ser de otra manera?, sufría todas las molestias naturales de su estado. Su mejor compañía fue como siempre su bufona, embarazada como ella, una enana de cara angelical rodeada de rizos rojizos, de tez blanca y grandes ojos verdiclaros. Su pequeña estatura soportaba una gran joroba y arrastraba su pierna derecha que era bastante más larga que la otra.

A la enana, Tomasina, encargada de entretener a su ama con saltos y cabriolas, se le adelantó el nacimiento y tuvo un precioso hijito, sin desperfecto alguno. Apenas un día después también la duquesa se puso de parto. Pasaron muchas horas y ante las complicaciones que se presentaron, sus médicos iban perdiendo la confianza de poder salvar ambas vidas. Desesperados recurrieron a métodos más incisivos y finalmente la duquesa inconsciente expulso a una niña que apenas respiraba y que venía algo maltrecha, torcida y jorobada.

Sus sirvientas ya lo tenían todo previsto. La lavaron y vistieron y en un abrir y cerrar de ojos, el ama de llaves entró al dormitorio de la bufona, justo al lado de los aposentos ducales, dejó a la recién nacida en la cuna y regresó con el varoncito que pedía teta.

Tras la puerta cerrada, el mayordomo retuvo a punta de cuchillo a Tomasina que se negó a aceptar el cambiazo y defendiendo los intereses de su dueño y señor, el fiel criado acabó degollándola declarando su muerte como secuela del parto.

El heredero del ducado se crió hermoso y fuerte y siempre en compañía de su hermanastra que como bufona de su corte iba con él a todas partes. Nunca supieron del enredo de su nacimiento.


La estatua de ella se encuentra en el "Jardín de los Enanos" de Salzburgo, Austria, y la historia no es verídica pero bien podría serlo.

domingo, 28 de julio de 2019

CONVOCATORIA DEL 1 DE AGOSTO: CUENTOS NUMÉRICOS






Chicos y chicas,

😉Lorenzo pica sin consideración (al menos en el hemisferio norte) y no quiero agotaros...

Os presento 10 títulos de cuentos basados en el simbolismo de los números del 1 al 10. Podéis elegir estos que yo sugiero o escoger otros pero siempre tiene que haber una relación entre el enunciado y contenido y el número en cuestión que hay que indicar junto al título.

Mis sugerencias:

1. El único
2. La pareja
3. Los deseos mágicos
4. El coche
5. La mano
6. La media docena
7. Los siete enanitos
8. La tabla de ajedrez
9. La bolera
10.  Los diez negritos

Otros ejemplos:

2. Los mellizos
7. El candelabro
etc.

Cortito (350 palabras), interesante (al estilo del jueves), más o menos puntual (del jueves al sábado)...

Os espero con mucha ilusión!
Dorotea


Y empieza el desfile de los participantes :



         
MAR



MONTSERRAT SALA






TRACY



MOLI DEL CANYER


POETAS VIVOS





ALBADA DOS



DAFNE SINEDIE


DOROTEA


Gracias a todas las que habéis participado a pesar de las fechas y de los calores! Pasadlo bien y disfrutad del veraneo.

Un abrazo muy fuerte
Dorotea









domingo, 30 de junio de 2019

FIN DE LA CONVOCATORIA DEL 27 DE JUNIO

Horas y más horas, buenas para unos, no tan buenas para otros...


Como siempre habéis aportado textos variados y muy interesantes. Me despido con la imagen de la iglesia más antigua  de mi pueblo, Múnich, München... que con sus ocho caras de reloj da más horas que ninguna a los cuatro vientos. La razón del deroche es muy sencilla: A medida que se construyeron edificios más altos en sus alrededores los muniqueses ya no veían el reloj que entonces era un referente muy importante y hubo que colocar otro en lo más alto del campanario. Los del lugar lo llamamos "Alter Peter" en honor a San Pedro y a su edad porque los fundamentos datan del siglo XI, incluso antes de que se fundara la ciudad.

¡¡Os dejo con un abrazo y deseos para un verano muy feliz!!

domingo, 23 de junio de 2019

CONVOCATORIA DEL 27 DE JUNIO: LA MEJOR HORA

LA MEJOR HORA DEL DÍA O DE LA NOCHE


¿Eres de madrugar, de recibir el día cantando, de levantarte con una sonrisa y celebrar como mérito tuyo la victoria de la luz sobre la oscuridad de la noche?

¿Sientes en tu piel el calor de mediodía como promesa de bienestar íntimo y te tumbas desvestida esperando la tarde?

¿Late en tu pecho un corazón nocturno que se deleita cuando el terciopelo azabache envuelve tu entorno?

¿Eres alondra o murciélago? ¿Cuál es tu hora preferida?

De jueves a sábado, cuéntanos tus preferencias horarias, con brevedad (350)
y haciendo gala de ese estilo adorable que las jueveras y los jueveros derrochamos a todas horas (valga la redundancia).

Y ya entramos de lleno en las horas favoritas:





































sábado, 22 de junio de 2019

NADA NOCTURNA




De niña siempre me acostaba sobre el lado izquierdo y los latidos de mi corazón me parecían las llamadas de una bruja quien al cobijo de la noche pedía entrar en mi cuerpo. Golpeaba con nudillos huesudos hasta que yo empezaba a sudar de miedo. Tanto que cambiaba de postura pero al no escuchar sus llamadas no podía situarla y al rato sentía sus labios secos rozar la piel de mi cara. Pedía socorro y mi madre venía y me consolaba,  encendía la luz del pasillo y dejaba la puerta entreabierta para que me calmara.

Entonces los abrigos que colgaban en el recibidor proyectaban sombras curiosas sobre la pared junto a mi cama. Cada vez que el viento se colaba por la ventana del patio, giraban en sus perchas y levantaban brazos sin manos. Yo mordía mi manta por no volver a despertar a mi madre pero las sombras se acercaban amenazadoras.  Ya me rozaba la pana de la chaqueta del abuelo José cuando un golpe de aire cerró la puerta y la oscuridad de mi cuarto se lo  tragó todo.

De nuevo escuchaba a la bruja llamar a mi corazón hasta que el agotamiento podía  conmigo. Sesenta años después, no ha cambiado casi nada. Duermo con una lámpara encendida y celebro cada amanecer como victoria de la luz sobre los espíritus de la noche.

No, no soy nada nocturna...

jueves, 20 de junio de 2019

EL SILENCIO





EL MONTE CALLADO

Cuando Gonzalo se marchó a la ciudad, el monte enfermó. Las flores silvestres se marchitaron nada más apuntar y los arbustos primaverales que habían hecho frente tanto a riadas como a sequías sacaron sus raíces del subsuelo, se doblaron y se torcieron, y los pajarillos tuvieron que ponerse a salvo anidando en otra parte. Durante un tiempo salían nubes de polvo de las grietas de la tierra arcillosa pero cuando el viento dejó de rondar el monte, todo -hasta el más mínimo movimiento- se iba parando.

Lo más grave sin embargo fue el silencio: sin el aleteo de la hojarrasca que por ausencia de la brisa yacía yerma e inmóvil, sin cánticos ni llamadas de aves, sin el bullicioso zumbido de abejas y avispas, una esponjosa manta de quietud cubría las laderas hasta la cumbre. El lugar parecía maldito; ni los pastores iban por ahí y contaban que la tierra se había tragado  incluso el eco entre las rocas que antaño replicaba a los ladridos de los perros del pueblo de Gonzalo.

Él sobrevivía de mala manera en la gran ciudad, cumplía taciturno con su trabajo de peón de obra y mandaba dinero a su familia. Sentía morriña sin saber lo que era, hablaba cada vez menos y dejó de existir poco a poco mientras allá en el monte su mundo se iba resquebrajando.

No encontrarás el "Monte Callado" en ningún mapa pero preguntando por la comarca te guiarán hasta ahí, si bien sin acompañarte por sus senderos.




domingo, 5 de mayo de 2019

FIN DE CONVOCATORIA DEL 2 DE MAYO


Gracias por acompañarme y compartir momentos eróticos, queridas amigas, y un ¡olé! por el Demiurgo quien se atrevió a participar como único varón.

Besos y abrazos, puramente amistosos, y un Hasta Pronto en mi blog,
Dorotea